“Allá cayó” de Naky Soto Parra

Misión Perico
El 6 de noviembre, la Comisión Nacional de Telecomunicaciones estableció que “La reina del sur” -telenovela basada en el libro de Arturo Pérez Reverte- podía ser calificada como una narconovela, promoviendo antivalores, porque en ellas se “glorifica la vida de las personas involucradas en el delito del narcotráfico”. Hoy extendió su exhortación a no transmitirla. Debe ser que prefieren el género del reality show.

Los diarios The Wall Street Journal, The New York Times y The Guardian confirman la detención de Efraín Antonio Campo Flores y Francisco Flores de Freitas, sobrinos de Cilia Flores, por el presunto tráfico de 800 kilos de cocaína, que pretendían trasladar a EEUU. Ambos viajaban con pasaportes diplomáticos, pero no cuentan con inmunidad. Según la versión compartida por los diarios, la investigación contra los sobrinos de Cilia empezó hace 8 meses, cuando se encontraron con un informante de la DEA. Los sobrinos fueron detenidos el martes en Puerto Príncipe (Haití), y entregados a la DEA, llevándolos el mismo día a Nueva York, donde se supone serán presentados ante un juez federal de la ciudad este jueves. Un dato: 800 kilos de cocaína podrán alcanzar un costo de aproximadamente $80 millones. Queda claro que es imposible movilizar semejante cantidad de drogas sin que haya complicidad de altos funcionarios de seguridad civil y militar.

El experto en seguridad Joseph Humire, entrevistado por Fernando del Rincón en CNN, insistió que en Venezuela hay una guerra por el poder entre “Cartel de los soles” y “Cartel de los Flores”. Palabras más, palabras menos, afirmó que el viaje de Diosdado hace unos meses a Haití pudo servir para “vender” a los sobrinos de Cilia.

Un mazo entre rayas
Diosdado habló en su programa de televisión de un ataque despiadado de EEUU contra Venezuela. Citó la carta de Almagro, y afirmó que a Nicolás lo han atacado y lo atacarán por muchos lados, por eso exhortó a su audiencia a estar unidos “para esas batallas y para triunfar”; porque en su campaña contra Venezuela (se lee contra el poder político de Venezuela) tienen que encontrarlos sólidos, en un solo bloque, para que no logren el objetivo de socavar la soberanía y la autodeterminación del país. Curioso es que haya pedido a los supuestos atacantes que calcularan bien, porque les va a resultar complicado conseguir liderazgo en la oposición. Diosdado no negó el incidente ni el parentesco de los involucrados, solo lo transformó en un ataque contra la nación.

Esto reencuadra las acusaciones de EEUU sobre el supuesto tráfico de drogas por altos funcionarios del Gobierno. Esto afecta gravemente la legitimidad del poder, desnuda a un Estado fallido, a Nicolás y su 80% de rechazo, a Cilia como candidata y el nepótico circuito que ha levantado. Esto destroza cualquier intento de cohesión del PSUV, porque les sobran videos del finado, pero no hay manera de minimizar el impacto de un incidente difundido por las principales agencias internacionales de noticias, porque hasta Últimas Noticias decidió titular con una denuncia de tráfico de drogas, aunque no hable de los sobrinos de Cilia.

Una aspiración
Si Nicolás tuviese un asesor medianamente sensato, abortaría su presentación mañana ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU. El que no supo del exfiscal Nieves, a lo mejor leyó la carta de Luis Almagro, pero una cosa es segura: un importante número de los asistentes a la reunión de cortesía, tendrá un resumen ejecutivo del caso de sus sobrinos. Ya es un tema la violación de DDHH del Estado venezolano y su falta de cooperación con mecanismos internacionales que trabajan la materia, para sumarle el rescate de la Ley de Cooperación Internacional, recientemente rescatada de una gaveta de 9 años de letargo.

Cualquier monólogo de Nicolás, no tendrá el impacto necesario para contrarrestar el escándalo de sus sobrinos, por el contrario, su asistencia lo obligará a pasar por el ojo del huracán de decenas de periodistas ávidos de sus impresiones sobre los 800 kilos de cocaína. Podrá negarse a una rueda de prensa, pero ninguna de las fotos que le tomen estará vinculada con sus palabras.

Por favor
Un total de 157 congresistas de EEUU, Brasil, Colombia, Chile, Costa Rica y Perú solicitaron a Nicolás que las elecciones legislativas del 6 de diciembre sean libres, transparentes y democráticas; que acepte la observación electoral de la Organización de Estados Americanos y la Unión Europea; y expresaron su preocupación por la no participación en las elecciones de dirigentes opositores inhabilitados o encarcelados. Este pronunciamiento ocurre un día después de la carta de Almagro, por lo que sus efectos aún no se totalizan.

Por si acaso
La Fuerza Armada gastará 2,4 millardos de bolívares en 2016, en nuevas armas y equipos bélicos. Alguien tiene que restituir las granadas que han estado usando los delincuentes contra fuerzas policiales y militares. Lo interesante es que los fondos saldrán de nuevos préstamos extranjeros. El texto presupuestario habla de la instalación de 21 sistemas de seguridad, en los que ya han gastado 19 millardos pero para el 2017 la cifra aumentará a 31 millardos de bolívares. Prioridades claras, eh.


Faltan 25 días para las elecciones: vota.

♪ Será coca loca,
que el pez muere por la boca
Ay, ay, ay, y a veces por la nariz ♫

Allá cayó, Desorden Público

Por Naky Soto Parra

Derechos de publicación cedidos por la autora a Infovzla.

http://zaperoqueando.blogspot.fr/

One thought on ““Allá cayó” de Naky Soto Parra”

Comments are closed.